Mentalmente preparada, físicamente sobrada

Mentalmente preparada, físicamente sobrada

Seguro que alguna vez te ha faltado muy poco para batir tu propio récord. Cuando esto te ocurre quizás es que, simplemente, te ha faltado un poco de energía y fuerzas para seguir. Si tu mente está lista, ya sólo te queda preparar tu cuerpo. ¡Aprende cómo!