Diferencias entre cefalea tensional y migraña

Publicado el 04/10/2016

El dolor de cabeza es un trastorno común que, independientemente del sexo y la edad, pasa a casi todo el mundo al menos una vez en la vida. Existen hasta 13 tipos diferentes de dolores de cabeza, siendo las más comunes la cefalea tensional y la migraña. ¿Sabes cómo distinguirlas? Poder diferenciarlas te permitirá corregir algunos hábitos que pueden evitar o mejorar los síntomas. Te contamos cómo hacerlo.

Cuando el dolor en la cabeza afecta a la zona comprendida entre las sienes, como una estrecha franja, y se extiende hasta el cuello, probablemente se trata de dolor de cabeza por tensión. El dolor de cabeza se produce después de haber trabajado extensamente en posición forzada o después de varias horas de conducción, o en momentos de estrés o ansiedad.

Diferencia-dolor-de-cabeza

En este caso relajar la musculatura del cuello puede aliviar el dolor de cabeza. Los analgésicos también mejoran el dolor, pero si el problema se produce con frecuencia, es persistente o viene acompañado de otros síntomas, debes acudir al médico.

Otra posible causa puede ser por problemas dentales: morder los alimentos de forma incorrecta puede provocar la contracción de los músculos de la mandíbula y el cuello, y luego el dolor.

Por otro lado, cuando el dolor es intenso y punzante en un lado de la cabeza, y va precedido por la visión de puntos o manchas o luces intermitentes, son síntomas de migraña. Puede que el dolor de cabeza vaya también acompañado de náuseas y vómitos. Los analgésicos pueden aliviar el dolor de cabeza leve o moderado que acompaña a la migraña. Si sufres migrañas crónicas, éstas pueden resultar un problema para llevar una vida normal, ya que el dolor puede llegar a ser tan fuerte y debilitante que te impida realizar las actividades diarias de forma normal. En caso de migraña, el médico te indicará cuál es el tratamiento que más se adecúa a tu caso.

Cualquier otro tipo de dolor, asociado a otros síntomas, como fiebre, dolor muscular generalizado, o bajada de tensión, puede ser debido a otras dolencias, como sinusitis, gripe o hipotensión.

Sigue atento nuestro blog; en él encontrarás consejos y recomendaciones para prevenir o aliviar más formas de dolor y malestar.

 

L.ES.MKT.CH.08.2016.0084

Categorías:

Tags:

Bayer te cuida